Inicio » Destinos » España » Qué ver en Cantabria en 3 días

Qué ver en Cantabria en 3 días

Por Rita

Publicado:

Actualizado:

Para planificar una escapada de 3 días en Cantabria, no se requieren grandes excusas, pero te ofrecemos una guía sobre qué ver en Cantabria en este corto pero emocionante periodo. Esta región, bañada por el mar Cantábrico y adornada con montañas que parecen gigantes verdes, custodia la preciosa bahía de Santander. Aquí, las olas del mar besan las playas con la fuerza de caballos salvajes, y las cuevas rupestres, vestigios de nuestros antepasados prehistóricos, cuentan historias milenarias.

La naturaleza salvaje de Cantabria, con sus paisajes que quitan el aliento, su rico legado histórico, la paz que se respira en cada rincón y su exquisita gastronomía, hacen de esta tierra un destino inolvidable. Desde las verdes praderas hasta los pintorescos pueblos costeros, cada paso en Cantabria es un descubrimiento. Ya sea disfrutando de sus tradicionales sobaos y quesadas, explorando sus imponentes cuevas prehistóricas o paseando por las calles de algunos de los pueblos más bonitos de España, esta región ofrece una experiencia única.

¿Todavía te lo estás pensando? Acompáñanos en este viaje y descubre qué ver en  Cantabria en 3 días con nuestra selección de lugares y actividades imperdibles.

DÍA 1: SANTANDER

Manuel y yo siempre bromeamos diciendo que Santander es la segunda ciudad más bonita del mundo, aunque aún no conocemos la primera. Sabemos que hay ciudades preciosas dentro y fuera de nuestro país pero nosotros somos unos enamorados de Santander y estamos convencidos de que no nos faltan razones.

El primer día en Cantabria lo tienes que dedicar a conocer la capital, Santander, es una ciudad pequeña y cómoda para visitar sin problema a lo largo de una jornada llena de encanto.

De un extremo al otro de la ciudad nuestros lugares imprescindibles para visitar son los siguientes:

Faro de Cabo Mayor

Este histórico faro, rodeado de acantilados, ofrece unas vistas espectaculares y alberga una exposición de arte relacionada con los faros en su interior. Es el punto de inicio de una de las rutas más bellas desde Santander, Costa Quebrada. Y también el comienzo de la zona más turística de la ciudad, el Sardinero.

Faro en un acantilado
Faro de Cabo Mayor

Mataleñas

Descendiendo del Faro de Cabo Mayor, se encuentra esta cala salvaje apartada de la multitud. Tras un baño en sus turquesas aguas podrás desayunar con vistas al Sardinero desde lugares como el Hotel Chiqui.

El Sardinero

Es la playa más extensa de Santander, dividida en dos partes por los Jardines de Piquío. Ofrece unas vistas impresionantes: la Isla de Mouro, la Península de la Magdalena o el Hotel Real se divisan sin problema desde la fina arena de la playa. Además tendrás la oportunidad de disfrutar de la gastronomía local en primera línea junto al mar.

Playa con gente
Playa del Sardinero / VAC

Palacio de la Magdalena

Antigua residencia real, ahora disponible para visitas y eventos. Cuenta con un mini zoo marítimo y el Museo del Hombre y el Mar. El tren que recorre el recinto, el Magdaleno, es la excusa perfecta para descansar un rato del paseo y empaparse de los veraneos de Alfonso XIII en nuestra tierruca. 

Puertochico y Paseo Marítimo

Esta zona ofrece restaurantes con vistas a la bahía más bonita de España y lugares de interés como la Duna Zaera y el Palacete del Embarcadero. Además de uno de los puntos más instagrameables, nuestros “Raqueros”, tirándose de cabeza a la bahía.

Puerto con barcos y con muchas nubes en el cielo
Puertochico / VAC

Centro Botín

Diseñado por Renzo Piano, este centro de arte moderno y contemporáneo es un nuevo ícono de la ciudad. No lo dudes, sube las escaleras exteriores y tendrás una de las mejores fotos de la ciudad.

Paseo por la Bahía

Si el día te acompaña puedes hacer un paseo en barco con la empresa «Los Reginas«, que  ofrecen diferentes rutas por la bahía para disfrutar de todo su esplendor.

Mirador del Río de la Pila

Accesible de forma gratuita en funicular, este mirador ofrece vistas panorámicas de Santander desde la parte más alta de la ciudad. Está cerca de una zona concurrida para tapeo para el aperitivo o el tardeo.

Casco Antiguo

Reconstruido tras un incendio en 1941, incluye lugares como la Catedral, la Plaza Porticada y el Mercado del Este. Cuenta con 2 centros de interpretación muy interesantes, el Refugio Antiaéreo de la Guerra Civil y la Antigua Muralla Medieval de Santander.

Plaza con edificios a los lados y gente tomando copas
Plaza de Cañadío

Museos

Aunque no es posible visitarlo todo en un día, no podemos dejar de recomendarte el Museo de Prehistoria y Arqueología y el Museo Marítimo del Cantábrico. Este último hará las delicias de los más pequeños de la casa con su Acuario.

Esqueleto de ballena en un museo
Esqueleto de ballena en el Museo Marítimo de Cantabria

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN SANTANDER

Este recorrido por Santander ofrece una combinación de belleza natural, riqueza histórica y cultural ideal para disfrutar en un día. Además no te faltarán restaurantes para disfrutar de nuestra gastronomía local, también apta para celíacos, en las distintas zonas de nuestro recorrido.

Santander ofrece una gran variedad de servicios al turismo, sobre todo, en temporada estival, como los free tours para conocer el Anillo Cultural de la ciudad  o el autobús turístico City Sightseeing, para recorrer los lugares más emblemáticos a lo largo de todo el día. 

Ahora bien, si te gusta pasear, Santander es una ciudad preciosa para patearla de punta a punta y zambullirte en su esencia.

MAPA DE SANTANDER

DÍA 2: SANTILLANA DEL MAR

Nos resulta realmente difícil hacer una criba de sitios que visitar en Cantabria porque nuestra tierra como dice nuestro emblema, es Infinita.

Pero sin lugar a dudas, si te dejas atraer por la belleza de Cantabria, no puedes dejar de visitar uno de los pueblos más bonitos de España.

¡Bienvenido a Santillana del Mar!

En esta guía, te invitamos a explorar este encantador pueblo medieval en la costa de Cantabria, con su aire de historia y belleza, ha sido reconocido como conjunto histórico-artístico desde 1886. 

Edificio de piedra de sillería de color blanco con tiendas en la planta baja y gente paseando en Santillana del Mar
Santillana del Mar

Aunque se dice que Santillana del Mar no es santa, ni llana, ni tiene mar, esta descripción no le hace justicia. Te animo a calzarte zapatos cómodos y dejarte llevar por su encanto.

Te recomendamos que lo visites con tu propio vehículo para poder aprovechar el tiempo al máximo. Si vienes en transporte público, tomar un tren desde Santander hasta Torrelavega y luego un autobús, es la mejor opción. Desde la capital salen autobuses a Santillana pero la línea no es demasiado frecuente y te dejarías sitios por conocer.

Si necesitas ampliar información, lee nuestro post: Qué ver en Santillana del Mar

Museo Diocesano Regina Coeli

Este museo alberga más de 800 piezas eclesiásticas, muchas de ellas retiradas después del Concilio Vaticano II. El edificio del siglo XVII, originalmente un convento de Dominicos, es una parada cultural imprescindible.

Casco Histórico

Pasear por el casco histórico es como viajar al medievo. Cada casa montañesa con sus balcones de madera y escudos nobiliarios cuenta una historia. No te pierdas el Palacio de Peredo-Barreda, convertido en espacio cultural.

Plaza Abad Francisco Navarro

En el corazón de la villa, la Colegiata de Santa Juliana es un punto de encuentro y una maravilla arquitectónica. Junto a ella, el Museo del Barquillero y el Museo de Jesús Otero son visitas obligadas.

Edificio eclesiástico de piedra de sillería (Colegiata de Santillana del Mar).
Colegiata de Santa Juliana

Colegiata de Santa Juliana

Este monumento románico es el epicentro de Santillana, con su historia que se remonta al siglo IX. No te pierdas sus capiteles en el claustro y el sepulcro de Santa Juliana.

Palacio de los Velarde

En la Plaza de las Arenas se encuentra este palacio renacentista, ahora un museo que expone la historia de la familia Velarde.

Plaza Mayor de Ramón Pelayo

Esta plaza reúne una mezcla arquitectónica que va desde lo medieval hasta lo barroco. Destacan la Casa de la Parra y la Torre del Merino.

Museo de la Tortura

Este museo alberga instrumentos de castigo y pena capital desde la Edad Media hasta la era industrial.

Museo de piedra
Museo de la tortura

Convento de San Idelfonso

Cerca del Museo Diocesano, este convento es famoso por sus dulces artesanales elaborados por las monjas clarisas que habitan en él.

Cueva de Altamira

A poca distancia de la villa, aproximadamente 3 kilómetros, se encuentra la réplica de una de las cuevas prehistóricas más importantes de toda Europa con representaciones del Paleolítico Superior. La cueva original se encuentra cerrada por motivos de conservación de las pinturas pero tanto visita a la la réplica como el museo adyacente son una experiencia en sí misma. 

Playa de Santa Justa

Es uno de los tesoros cercanos a la villa y la muestra irrefutable de que Santillana sí tiene mar. No te pierdas un rincón secreto y desconocido incluso para muchos cántabros.

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN SANTILLANA DEL MAR

Santillana del Mar ofrece opciones para celíacos en restaurantes como El Pasaje de los Nobles o La Villa. Pero además cuenta con una famosa confitería, Las Quintas, donde poder disfrutar de nuestros sobaos y quesadas sin gluten, garantizando una experiencia gastronómica deliciosa y segura para todos.

Santillana del Mar es más que un destino turístico; es una experiencia en sí misma. Su historia, cultura y belleza natural se combinan para ofrecer un viaje inolvidable. Tanto en verano, con su vibrante actividad, como en invierno, con la magia de la Navidad, Santillana del Mar siempre tiene algo especial que ofrecer.

MAPA DE SANTILLANA DEL MAR

DÍA 3: LAREDO

Como contrapunto a Santillana del Mar te invitamos a descubrir Laredo, una de las «cuatro joyas marineras» de Cantabria, junto a San Vicente de la Barquera, Castro Urdiales y Santander. 

El nombre de Laredo, derivado de «glaretum», evoca su naturaleza arenosa y única. Su mayor tesoro es su entorno natural impresionante: desde la playa del Regatón, escondida en la ría de Treto, hasta la magnífica playa de la Salvé, un espectáculo de arenas y dunas frente al Cantábrico, los 8400 metros de costa en Laredo son un regalo para los sentidos.

Antiguamente, Laredo era un importante puerto real que conectaba con Europa. Situada entre la ría de Treto y la bahía de Santoña, hoy se erige como un destino turístico principal en el litoral español.

Laredo se extiende en tres áreas distintas: la histórica Puebla Vieja y el Arrabal, el moderno Ensanche y su extensión hacia el Puntal.

La Puebla Vieja y el Arrabal

Declarados conjunto histórico-artístico en 1970. Aquí palpita el alma medieval de Laredo, las rúas serpentean entre casas señoriales de los siglos XVI al XVIII, como la de la familia Mar y la marquesa de Arcentales.

Calle estrecha empedrada con terrazas de bares a los lados
La bonita Puebla Vieja

Muralla Medieval

En la Puebla Vieja, aún se conservan partes de la muralla medieval del siglo XIII, incluyendo algunas de sus 12 puertas originales como la Puerta de San Martín, la Puerta de San Marcial, la Puerta de San Lorenzo y la Puerta Oeste hacia Santa María. Estas estructuras históricas son ejemplos de la influencia del renacimiento en el desarrollo de la ciudad.

Iglesia de Santa María de la Asunción

El templo de la patrona de la ciudad es un Monumento Nacional desde 1931 y un destacado ejemplo de la arquitectura gótica. Su entrada majestuosa y fachada impresionante la sitúan entre los edificios más emblemáticos. En su interior, resalta el retablo de la Virgen de Belén del siglo XV, una obra maestra del arte flamenco, y su notable pila bautismal. Compuesta por cinco naves que representan distintas épocas artísticas, la iglesia es un tesoro de arte e historia.

El Ensanche

Es el núcleo comercial y administrativo de Laredo, un lugar vibrante y lleno de vida. Se extiende hasta la plaza de Carlos V.

Puertos

Entre el Ensanche y la Puebla Vieja se encuentran los puertos de la villa: el pesquero, donde barcos salen en busca de los tesoros del mar, y el moderno Puerto Deportivo, con sus 850 amarres y todas las comodidades de una marina de primera clase.

Playa La Salvé

Este hermoso paraje con más de 4 kilómetros de suave y dorada arena, es el lugar ideal para un día familiar en la playa. Reconocida con la prestigiosa «Q» de calidad turística, La Salvé está equipada con todas las facilidades necesarias para asegurar un día de completo descanso y disfrute en una de las mejores playas de España. 

Conjunto de edificios visto de un mirador con una playa al fondo
Playa de la Salvé de Laredo

Club Naútico

Epicentro del turismo en Laredo y sede de destacadas competiciones náuticas. Se sitúa en el Puntal tras las avenidas de elegantes residencias y zonas verdes, vestigios del desarrollo urbanístico de los años 60.

Las fiestas de Laredo son un espectáculo, especialmente la Batalla de Flores en agosto y el Desembarco de Carlos V en septiembre, atrayendo a visitantes de toda la región.

Edificio de color blanco con un árbol a la izquierda
Club Naútico de Laredo

Paseo en barco

Es una experiencia inolvidable para disfrutar de un atardecer en alta mar por la Bahía de Santoña. Y si estás buscando elevar tu viaje a una experiencia más aventurera, Laredo es el destino ideal. Aquí, tienes la oportunidad de sumergirte en actividades como buceo y snorkel, además de opciones como alquilar canoas, practicar esquí acuático, kite surf, vela o surf. 

Mirador La Atalaya

A 20 minutos a pie de la Puebla Vieja encontrarás la mejor panorámica de Laredo. Foto imprescindible para tu cuenta de Instagram con la bahía, las playas, el puerto y  el casco viejo a tus pies.

Batalla de Flores

Este evento declarado Fiesta de Interés Nacional es un espectáculo único que no te puedes perder si te encuentras en Laredo la última semana de agosto. Destaca por sus magníficas carrozas adornadas íntegramente con flores naturales, verdaderas obras de artes desfilando por sus calles marcando el fin del verano.

Esperamos que estas razones te inspiren a visitar este encantador lugar, inmortalizado en las cantigas de Alfonso X el Sabio y elogiado por Don Quijote.

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN LAREDO

Y para que tu experiencia en Laredo sea completa, no queremos irnos sin recomendarte nuestros restaurantes favoritos para que puedas saborear las delicias de esta villa marinera, entre los que se encuentran El Faro, La Parra Bistró o Casa Silvino. Ninguno de ellos se encuentra dentro de la Asociación de Celíacos de Cantabria y, por lo tanto, no pueden garantizar que no haya contaminación cruzada. Lo que sí podemos garantizar es que en cualquiera de ellos podrás encontrar opciones sin gluten y un trato inmejorable.

MAPA DE LAREDO

Y así, queridos glutendtrotters, concluimos este pequeño viaje por Cantabria, una tierra de contrastes y bellezas infinitas. Desde las playas doradas de Laredo hasta el encanto medieval de Santillana del Mar, pasando por la elegancia urbana de Santander, hemos explorado joyas que engrandecen nuestro patrimonio y enriquecen nuestras almas.

No dejéis pasar la oportunidad de vivir estas experiencias por vosotros mismos. Cantabria os espera con los brazos abiertos, prometiendo aventuras memorables y momentos que se grabarán en vuestro corazón. Y si la gastronomía es parte esencial de vuestro viaje, recordad que en cada rincón de esta tierra mágica encontraréis opciones deliciosas, incluso para aquellos con necesidades dietéticas especiales, como nosotros.

No lo penséis más, haced las maletas y preparaos para sumergiros en la historia, la cultura y la belleza natural que Cantabria tiene para ofrecer. ¡Os aseguramos que será un viaje que recordaréis por siempre! 

Recuerda compartir tus vivencias con toda la comunidad de Glutendtrotters, para nosotros es esencial conocer tus opiniones.


SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES  
Sobre el autor

¡Hola, soy Rita! Tengo más de 20 años de experiencia en el sector turístico, especializada en el ámbito hotelero. Cofundadora de Glutendtrotters junto con Manuel. Amante de los viajes y adicta a la búsqueda constante. Mamá orgullosa de tres maravillosas hijas. Me encanta escribir, la moda, el teatro y tomarme una copa de vino por las noches.

Deja un comentario