Inicio » Destinos » España » Qué ver en Cantabria en 7 días: Lugares imprescindibles y consejos de viaje

Qué ver en Cantabria en 7 días: Lugares imprescindibles y consejos de viaje

Por Rita

Publicado:

Actualizado:

¡No importa cuánto tiempo inviertas en descubrir este encantador rincón del mundo; siempre habrá algo nuevo y emocionante esperándote! Si te estás preguntando qué ver en Cantabria en 7 días, prepárate para ser cautivado por su belleza sin par, su rica cultura y su exquisita gastronomía.

¡Bienvenidos a la mágica Cantabria!

Sabemos que siempre parece poco el tiempo para explorar nuestra querida tierruca, pero con 7 días puedes vivir intensamente lo mejor que Cantabria tiene para ofrecer. Con nuestra guía Qué Ver en Cantabria en 7 Días: Lugares Imprescindibles y Consejos de Viaje, te llevaremos de la mano por algunas de las joyas del norte de España, asegurándonos de que cada momento sea aprovechado al máximo.

Grúa de piedra al amanecer con una persona sacando una foto.
Grúa de Piedra en Santander / VAC

¿En busca de un itinerario perfecto para tu aventura?

¡Estás en el lugar correcto!

Hemos seleccionado cuidadosamente una lista de visitas obligadas para tus 7 días en Cantabria. Y recuerda, hay muchísimas más opciones disponibles, lo que te permite personalizar tu viaje y hacerlo absolutamente inolvidable.

Para realmente sumergirte en esta experiencia y moverte con total libertad por la región, te recomendamos conducir tu propio coche o alquilar uno al llegar. Te esperan destinos impresionantes y hacer una ruta en coche por Cantabria será la manera perfecta de abrazar todas sus maravillas.

Paisaje de montes completamente verdes y un pueblo en el fondo del valle
Vega de Pas desde el mirador de la Braguía

Este no es el único consejo que tenemos para ti hoy. En nuestras guías anteriores, para viajes más cortos, siempre hemos sugerido hacer de Santander, la encantadora capital de Cantabria, tu base de operaciones. Esto se debe a que, en esta región, las distancias son lo suficientemente cortas como para recorrerlas cómodamente en un día. Pero, para que realmente saques el máximo partido a tu tiempo en esta ocasión, te recomendamos organizar tu estancia dividiéndola entre 4 días en Santander y los 3 días restantes en San Vicente de la Barquera o sus alrededores.

Playa con un paseo con barandilla en el primer plano en Santillana del Mar
Playa de Santa Justa en Ubiarco

Adoptando esta estrategia, podrás disfrutar de un cambio de aires maravilloso, sumergiéndote en la tranquilidad y belleza de la naturaleza sin prisas, viviendo Cantabria en su máxima expresión. Te permitirá relajarte plenamente y establecer una conexión más profunda con el entorno natural, aprovechando al máximo la diversidad y riqueza de la región. Es la manera perfecta de experimentar Cantabria, disfrutando de su esplendor con calma y sin estrés.

¿Estás listo?

¡Que arranque esta maravillosa aventura!

Desde el extremo occidental hasta el oriental de nuestra región, te presentamos nuestra sugerencia.

10 consejos esenciales para viajar a Cantabria

DÍA 1: SANTILLANA DEL MAR Y LA CUEVA DE ALTAMIRA

Nuestra primera jornada se la vamos a dedicar a Santillana del Mar, con su encanto histórico y cultural, es un destino imperdible en Cantabria. A pesar de ser conocida como la «villa de las tres mentiras«, Santillana es un lugar lleno de historia y belleza. Tenemos que confesar nuestra debilidad por uno de los pueblos más bonitos de España,  pero te aseguramos que no te decepcionará esta villa medieval.

Recomendamos comenzar tu visita en el Museo Diocesano Regina Coeli, el primero de España, y luego dejarte llevar por el encanto del casco histórico. La Colegiata de Santa Juliana, corazón de Santillana, es una visita obligada por su valor románico y las reliquias que alberga. Otros puntos de interés incluyen el Palacio de los Velarde y la Plaza Mayor de Ramón Pelayo, que muestra la diversidad arquitectónica de Santillana con la Casa de la Parra o la Torre de Don Borja.

Palacio señorial de piedra de silleria con un coche a la entrada y suelo empedrado en Santillana del Mar
Torre de los Velarde

No olvides el Museo de la Tortura para una mirada única a la historia europea, y el Convento de San Idelfonso, conocido por los dulces artesanales de las monjas. 

La Cueva de Altamira, ubicada cerca de Santillana del Mar, es reconocida mundialmente por sus impresionantes pinturas prehistóricas, ganándose el apodo de la «Capilla Sixtina del Arte Rupestre«. Descubierta en 1875, estas pinturas que datan hasta de 36,000 años atrás, representan un pico del arte paleolítico y son Patrimonio de la Humanidad según la UNESCO

Torre de piedra
Torre de Don Borja

Aunque la cueva original está cerrada para proteger las obras, la Neocueva, una réplica exacta abierta en 2001, permite a los visitantes experimentar de cerca la magnificencia de estas pinturas. El Museo de Altamira complementa la visita con más de 400 objetos arqueológicos, ofreciendo una visión profunda de la vida prehistórica. La cueva y sus representaciones también han sido destacadas en producciones cinematográficas, mostrando la importancia cultural y artística de este sitio único. Si vienes a Cantabria durante los meses de verano procura comprar las entradas anticipadamente porque si no te resultará muy difícil conseguirlas. Te recomendamos leer nuestros posts sobre la Cueva de El Soplao y la cueva del Moro Chufín.

Si desafías al frío de nuestras tierras y vienes en Navidad no te puedes perder la Cabalgata de Reyes, nombrada Fiesta de Interés Turístico Nacional.

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN SANTILLANA DEL MAR

En Santillana del Mar, ACECAN destaca tres locales ideales para celíacos, asegurando una experiencia gastronómica sin gluten de primera: “El Pasaje de los Nobles”, “La Villa” y la confitería sin gluten por excelencia de Cantabria, “Las Quintas”, donde podrás encontrar nuestros sobaos pasiegos aptos para una dieta sin gluten.

DÍA 2: COMILLAS Y LA CUEVA EL SOPLAO

En la pintoresca costa oeste de nuestra provincia se hallan otros dos pueblos encantadores: Comillas y San Vicente de la Barquera, lugares imprescindibles en tu visita a Cantabria. Por ello, te recomendamos tomar como punto de partida durante  3 días San Vicente de la Barquera para descubrir estos y otros rincones.

Esta estrategia te permitirá disfrutar a fondo de la belleza de esta villa marinera, enclavada en el magnífico Parque Natural de Oyambre y no tener que renunciar a ninguno de ellos.

Puente sobre el mar
Puente de San Vicente de la Barquera

San Vicente alberga representaciones arquitectónicas muy importantes como la Iglesia de Santa María de los Ángeles, el Castillo del Rey y el Faro Punta de la Silla. Es importante señalar que alojarse aquí durante festividades emblemáticas, como La Folía o las Fiestas de El Carmen, podría aumentar el costo de tu viaje.

El Soplao

Dirigiéndote hacia Comillas, a unos 25 minutos de San Vicente, encontrarás la Cueva El Soplao, un tesoro de Cantabria no solo por su valor prehistórico sino también por su singularidad geológica, con estalactitas, estalagmitas, columnas y cristales de calcita formando figuras extraordinarias a lo largo de los siglos.

Además de su importancia geológica, la cueva destaca por su patrimonio de arqueología industrial minera, con más de 20 km de galerías subterráneas. Vale la pena realizar una visita guiada o aventurarse en una de las dos rutas de espeleología disponibles, adecuadas para distintos niveles de dificultad.

No olvides llevar calzado resistente y una chaqueta; el ambiente húmedo y fresco de la cueva ha permitido la preservación de su esplendor.

Comillas

Edificio modernista con múltiples colores. Qué ver en Cantabria en 7 días.
El Capricho de Gaudí

Tras esta aventura a primera hora de la mañana, podrás continuar hacia Comillas, un escenario de ocio burgués del siglo XIX que ha conservado su esencia y glamour aristocrático. Comillas se presenta como un museo a cielo abierto de maravillas arquitectónicas, destacando El Capricho de Gaudí, un edificio modernista con mosaicos de girasoles, aclamado como ¡el Mejor Monumento del Mundo!

La oferta se completa con el Palacio y la Capilla de Sobrellano, la Universidad Pontificia, y otros sitios de interés como la Plaza de la Constitución y el Cementerio con el Ángel Exterminador. Y para culminar un día perfecto, especialmente en verano, un baño en la playa de Comillas ofrece el cierre ideal cerca del casco histórico del pueblo.

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN COMILLAS Y SAN VICENTE DE LA BARQUERA

A pesar de que no hayamos encontrado restaurantes miembros de la Asociación de Celíacos de Cantabria en la zona, tuvimos la fortuna de toparnos con El Carel en Comillas durante una de nuestras visitas. Este lugar ofrece alternativas sin gluten y un servicio excepcional.

Plato de huevos fritos con bacalao
Restaurante El Carel

En San Vicente de la Barquera, aún no hemos tenido la oportunidad de probar “El Bodegón”, un lugar del que hemos escuchado excelentes comentarios, donde nos queda pendiente la experiencia de degustar su Sorropotún.

Leer más >>> Cantabria y Gastronomía: recorrido por los mejores platos y productos

DÍA 3: POTES 

Para el tercer día de tu aventura en Cantabria, te recomendamos dedicar una jornada entera a explorar Potes, el encantador corazón de Liébana, y maravillarte con el viaje hacia allí. Disfruta del espectacular desfiladero de la Hermida, las tradicionales casucas lebaniegas en Mogrovejo, los sabrosos quesos de Bejes, y la bella iglesia mozárabe de Santa María de Lebeña en tu camino. La hora de trayecto desde San Vicente de la Barquera merece mucho la pena.

Edificios de piedra. Qué ver en Cantabria en 7 días.
Potes

Una vez en Potes, sumérgete en el entramado de sus calles, particularmente en el Barrio La Solana. Disfruta de un relajante paseo a lo largo del río Deva, admira los históricos puentes romanos, como el de San Cayetano, el Nuevo y el de la Cárcel, y siente el vibrante ambiente cerca de la Torre del Infantado, la Iglesia de San Vicente y la Plaza del Capitán Palacios.

No dejes de visitar Fuente Dé, un punto de referencia turístico imprescindible en tu periplo. Llega en coche hasta la base del teleférico y asciende hasta los Picos de Europa para experimentar una vista insuperable.

Montaña y un teleférico. Qué ver en Cantabria en 7 días.
Teleférico de Fuente Dé

Esta visita es obligatoria para cualquier persona que visite Cantabria, especialmente para los amantes de la naturaleza, quienes pueden optar por realizar alguna de las rutas de senderismo disponibles. Estas sendas te ofrecen la oportunidad de hacer un recorrido completo o simplemente descender a pie después de disfrutar de las vistas desde los miradores.

Que no se te olvide una cazadora, aunque el cielo esté despejado la temperatura es baja en lo alto de las montañas.

Monasterio
Monasterio de Santo Toribio de Liébana

Naturalmente, tu visita no estaría completa sin hacer el camino al Monasterio de Santo Toribio de Liébana. Situado a solo dos kilómetros de Potes, este lugar finaliza el Camino Lebaniego y atrae tanto a devotos como a curiosos. Puedes sentirte llamado por el deseo de ver el Lignum Crucis, buscar redención en la Puerta del Perdón, o simplemente por las impresionantes vistas desde el Mirador de San Miguel.

Cada experiencia te marcará; el ambiente y el aire puro que se respira te envolverán completamente.

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN POTES

En el corazón de Liébana, “El Cenador del Capitán” brinda una experiencia culinaria única para quienes buscan opciones sin gluten. Con su atmósfera que recuerda tiempos antiguos y platos genuinos, es una excelente elección, aunque no esté afiliado a ACECAN. Ofrece platos adecuados para celíacos, aunque cabe mencionar que no garantiza la ausencia total de contaminación cruzada.

SUGERENCIA

¡Prepárate para explorar Santander! Para optimizar tu visita de 7 días a Cantabria y asegurar un fácil acceso a todos los sitios imprescindibles que te recomendamos, te sugerimos cambiar de alojamiento a partir del cuarto día y hospedarte en la encantadora capital cántabra por el resto de tu estancia.

DÍA 4: SANTANDER

Santander, la perla del Cantábrico, te espera con un itinerario repleto de historia, naturaleza, y cultura. Prepárate para un día inolvidable en esta vibrante ciudad.

Este itinerario por Santander te invita a descubrir la variedad y abundancia que la ciudad tiene para ofrecer en solo un día. Durante Semana Santa y el verano, el autobús turístico es una excelente opción para visitar los puntos más destacados de esta hermosa ciudad con facilidad. Fuera de estas épocas, el servicio de autobuses municipales es igualmente útil para explorar Santander sin complicaciones.

Puerto pesquero con edificios al fondo. Qué ver en Cantabria en 7 días
Barrio Pesquero de Santander

Inicia tu viaje con el amanecer en el Faro de Cabo Mayor, una joya histórica que desde 1839 ha sido el guardián de la costa cantábrica. Déjate seducir por sus impresionantes vistas y descubre los senderos que te llevan hasta la escondida cala de Mataleñas. Imagina un desayuno frente al mar donde la naturaleza se une con el sabor para despertar tus sentidos.

A medida que el sol asciende, tu próxima parada te espera: el Sardinero, corazón pulsante de Santander, donde las playas de ensueño se extienden bajo tus pies. Los Jardines de Piquío son el escenario perfecto para admirar el contraste entre «La Primera» y «La Segunda» playa. Y como si fuera poco, el majestuoso Palacio de la Magdalena te invita a recorrer su historia, su mini zoo y hasta dar un paseo en el trenecillo «El Magdaleno«.

Palacio de piedra en Santander. Palacio de la Magdalena.
Palacio de la Magdalena

Por la tarde, sumérgete en la vida local en Puertochico, un festín para los amantes de la buena mesa, antes de dejarte llevar por la belleza del Paseo Marítimo. El Centro Botín, con su arquitectura vanguardista, te espera para envolverte en el arte más innovador y las propuestas culturales más frescas.

Y cuando el día comience a despedirse, déjate llevar por las aguas tranquilas de la Bahía de Santander en un paseo en barco que te revelará la ciudad desde una perspectiva única. El Mirador del Río de la Pila será el broche de oro, ofreciéndote vistas de la ciudad que cortan la respiración.

Foto de portada unas estatuas de unos niños tirándose al agua con un edificio al fondo dentro del agua de la bahía
Bahía de Santander

Pero no todo termina con el atardecer; el casco antiguo de Santander es un laberinto de historia y cultura. Desde la imponente Catedral de Nuestra Señora de la Asunción hasta los misteriosos restos romanos, cada rincón narra una historia fascinante. Y para los curiosos por naturaleza, el Museo de Prehistoria y el Museo Marítimo del Cantábrico son ineludibles en tu visita a la capital cántabra.

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN SANTANDER

Estamos realmente impresionados y agradecidos por el esfuerzo que el sector de la restauración en Santander está haciendo para adaptar sus menús, ofreciendo una creciente variedad de opciones sin gluten que se adecuan a dietas restrictivas como la nuestra.

Aunque es cierto que no todos los establecimientos están afiliados a ACECAN, lo que significa que no pueden asegurar completamente la ausencia de contaminación cruzada, queremos destacar su notable atención y sensibilidad hacia este tema. Esta dedicación nos motiva a recomendarte con confianza los lugares que vamos descubriendo día tras día.

Restaurantes Sin Gluten en Santander por zonas:

Plato de madera con pulpo y patata
Ración de pulpo en Casa José

DÍA 5: CABÁRCENO y LIÉRGANES

Reservamos un día para visitar dos joyas que encantan tanto a adultos como a niños y su combinación nos resulta perfecta.

Cabárceno

A un breve trayecto de 20 minutos desde Santander, te espera Cabárceno, un espectacular parque de naturaleza ubicado en una antigua mina de hierro. Este espacio único es hogar de animales de todo el mundo en semi-libertad. Con más de 5000 especies de flora, el parque es un verdadero deleite visual y sensorial.

Explorar Cabárceno en coche o autobús es una aventura imprescindible, que generalmente requiere más de tres horas para vivirla plenamente.

Además, su teleférico ofrece dos rutas distintas para admirar el parque desde el aire. Recuerda comprar tus entradas con antelación, especialmente en verano, para evitar las largas colas.

Mujer y niña con osos al fondo
Rita y Manuela en el Parque de Cabárceno

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN CABÁRCENO

Cerca de Cabárceno, encontrarás que La Cagigona, situada en La Concha, presenta una selección deliciosa de opciones sin gluten, perfectas para descansar tras un día lleno de aventuras a la sombra de su terraza.

Sin embargo, lo que realmente nos encanta es organizar un picnic en las áreas designadas dentro del parque, aprovechando al máximo la naturaleza y la tranquilidad que este ofrece.

Liérganes

A poca distancia de Cabárceno, Liérganes te cautivará con su belleza pintoresca y su fascinante historia, mereciendo su lugar entre los pueblos más bonitos de España. La leyenda del Hombre Pez y monumentos como el Puente Mayor y el Centro de Interpretación del Hombre Pez, enriquecen tu visita con cultura e historia.

El casco histórico de Liérganes, con su notable arquitectura y el Ecomuseo Fluviarium, te sumerge en la tradición y naturaleza de la región. No te pierdas la Casa de los Cañones, el Palacio Cuesta Mercadillo y las iglesias de San Pantaleón y San Pedro Advíncula, que reflejan la riqueza cultural del pueblo.

Puente de piedra con río. Qué ver en Cantabria en 7 días.
Puente Mayor de Liérganes

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN LIÉRGANES

Te invitamos a disfrutar de algo más que una simple comida: prueba una cerveza sin gluten de la cervecería artesanal de Andrew Thomas Dougall. Y si buscas cerrar el día con una cena memorable, el restaurante mexicano “La Cantina” te espera cerca de la estación, en uno de los pueblos más bonitos de España. Allí, podrás saborear platos auténticos en un ambiente acogedor. Eso sí, si eres celíaco, te recomendamos tener precaución debido al riesgo de contaminación cruzada.

¿Estás dispuesto a dejar Cantabria sin explorar la fascinante costa oriental de esta maravillosa región?

¡Ni hablar!

DÍA 6: SANTOÑA, LAREDO Y CASTRO URDIALES

Nunca se nos ocurriría pasar por alto una parte de la costa tan hermosa y vibrante. Sin embargo, hay un pequeño inconveniente: visitar las tres localidades en un solo día puede ser agotador. Por eso, te dejamos elegir a ti cuál de ellas descubrirás en tu próxima visita a Cantabria.

SUGERENCIA

En nuestras guías, y apoyándonos en nuestras propias aventuras, siempre os aconsejamos comenzar por el destino más lejano a vuestro punto de partida. Así, podréis ir acercándoos gradualmente conforme avanza el día y el cansancio se hace sentir.

Castro Urdiales

Castro Urdiales emerge como la primera parada de nuestra travesía por las tres joyas costeras. Esta villa marinera, antaño conocida como Flavióbriga, destaca por su rica historia y su vibrante vida marina.

Nuestro recorrido empieza en el Parque de Cotolino, desembocando en el animado Paseo Marítimo y culminando en el emblemático Rompeolas. La playa Brazomar y construcciones como el Chalet de Sutileza y el Palacio-Castillo de Ocharán, junto al Muelle de Don Luis, nos cuentan historias de arquitectura y tradición. La Puebla Vieja es el corazón palpitante de Castro, con sus callejuelas que invitan a perderse entre bares y restaurantes llenos de vida.

Vista de una ciudad desde un alto. Qué ver en Cantabria en 7 días.
Castro Urdiales

Para los apasionados por el pasado, no hay que perderse el yacimiento de Flavióbriga ni la Cueva de la Peña del Cuco. Y en cuanto a festividades, la Pasión Viviente y el Coso Blanco son eventos que transforman la ciudad en un epicentro de tradición y alegría.

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN CASTRO URDIALES

Aunque aún nos faltan algunos lugares por visitar personalmente, si te encuentras en Castro Urdiales y buscas dónde comer, te recomendamos el bar “Quinto Pino”. Es un lugar acogedor donde disfrutamos de sabrosas opciones sin gluten a precios accesibles, aunque cabe mencionar que no pueden garantizar completamente la ausencia de contaminación cruzada.

Mejillones con salsa de tomate
Mejillones con salsa de tomate en Quinto Pino

Laredo

Laredo, con su eco histórico de «glaretum», nos recibe con sus extensas playas y dunas, orgullosas poseedoras de la «Q» de calidad turística. Este antiguo puerto real es hoy un destino turístico de renombre, dividido en la medieval Puebla Vieja, el moderno Ensanche, y la zona del Puntal, donde cada rincón cuenta una parte de su rica historia y tradición.

Las festividades de Laredo, especialmente la Batalla de Flores y el Desembarco de Carlos V, son una explosión de color y historia que atrae a visitantes de todas partes.

Conjunto de edificios visto de un mirador con una playa al fondo. Qué ver en Cantabria en 7 días.
Laredo

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN LAREDO

En plena Puebla Vieja se encuentra un restaurante que a nosotros nos encanta, «El Faro«,  con su trato excepcional y muy familiar.

Santoña

Finalmente, Santoña nos espera con la promesa de aventuras como la ruta al Faro del Caballo y relajantes tardes en la Playa de Berria. La historia napoleónica se revive a través de sus fortificaciones, mientras que el Parque Natural de las Marismas ofrece un espectáculo natural sin igual. 

El Carnaval de Santoña es la joya de la corona de sus festividades, una celebración de color y alegría.

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN SANTOÑA

Todavía no hemos podido explorar personalmente los restaurantes de Santoña que ofrecen opciones sin gluten. Sin embargo, te sugerimos una experiencia alternativa: visitar una conservera local para sumergirte en el arte de elaborar las famosas anchoas de Santoña. Esta visita te brinda una auténtica experiencia gastronómica libre de gluten.

En nuestra guía «Qué Ver en Cantabria en 7 días: Lugares Imprescindibles y Consejos de Viaje«, nos comprometimos a ofreceros una inmersión profunda en nuestra región y cultura. Por ello, en el último día os invitamos a explorar el interior de la provincia, abriendo la puerta a experiencias aún más auténticas.

DÍA 7: CAMPOO Y SUS VALLES

¡Sí! Aquí en Cantabria, tenemos el privilegio de disfrutar de las resplandecientes playas del Sardinero y, a poco más de una hora en coche, encontrarnos deslizándonos por las pistas de esquí de Alto Campoo. Seguro que ya has oído maravillas de esta zona, ya sea por tu amor a la naturaleza o tu pasión por los deportes de invierno.

Pero déjame decirte, Campoo es mucho más que nieve; sus verdes valles están llenos de tesoros escondidos que te dejarán sin aliento. Desde los antiguos yacimientos de la villa romana de Julióbriga, pasando por el imponente Castillo de San Vicente de Argüeso, hasta el embalse del Ebro o Fontibre, cuna del río más caudaloso de España. Estas maravillas son solo un adelanto de lo que te espera.

Nacimientos romanos. Qué ver en Cantabria en 7 días.
Julióbriga

Y no permitas que el frío te disuada; el verdadero calor de Campoo viene de sus gentes. Aitana y Paola, con su simpatía y calidez, encarnan el espíritu acogedor de los campurrianos. Te aseguramos que la frialdad del clima no tiene nada que hacer contra la hospitalidad y la alegría de vivir de los habitantes de una de las regiones más frías de España. 

Si estás deseando sumergirte en lo más profundo de nuestra cultura, no puedes perderte la festividad de San Sebastián, famosa por su concurso de ollas ferroviarias y por el espectáculo único del vino brotando de las fuentes de Reinosa.

Castillo en el alto de una colina. Qué ver en Cantabria en 7 días.
Castillo de Argüeso

Y no te olvides de las celebraciones de San Mateo, un momento en el que podrás ser parte de la feria de ganado más relevante de nuestra comunidad, admirar el concurso de carrozas y disfrutar del desfile de carretas. El día de Campoo, la mayoría de los campurrianos se engalanan con sus atuendos más elegantes y los trajes típicos de la región, todo para rendir homenaje a su patrón con gran orgullo y alegría. Es una experiencia vibrante y colorida que refleja la esencia de nuestra gente y nuestras tradiciones.

DÓNDE COMER SIN GLUTEN EN REINOSA

En “La Mole”, una acogedora pizzería y restaurante situada en el corazón de Reinosa, encontrarás deliciosas opciones sin gluten en su carta. Quedamos absolutamente encantados con su arroz de calabaza. Aunque los precios pueden ser algo superiores a la media, la calidad de los platos y el excelente servicio justifican cada euro.

Rissoto con una copa de Aperol
Rissoto de calabaza en La Mole

¿Creéis realmente que Cantabria se limita solo a unos pocos lugares de interés?

La verdad es que las posibilidades son tan vastas como nuestro emblemático paisaje. Aunque os hemos proporcionado algunas recomendaciones sobre sitios que definitivamente merecen una visita, hay muchísimos más esperando ser descubiertos por ti.

Y así, después de recorrer la riqueza cultural, la belleza natural y las delicias culinarias que Cantabria tiene para ofrecer, llegamos al final de nuestro viaje de 7 días. Pero, como bien sabes, esto no es más que el inicio de tu propia aventura en esta tierra de contrastes y maravillas. Cada rincón de Cantabria es un descubrimiento, cada plato una revelación, y cada tradición un abrazo cálido de su gente.

Nos despedimos no sin antes recordarte que Cantabria siempre tendrá sus brazos abiertos para recibirte, ya sea en la serenidad de sus valles, el encanto de sus pueblos o la majestuosidad de su costa. Nos enorgullece haber compartido contigo este itinerario, esperando que te haya inspirado a preparar tus maletas y vivir por ti mismo lo que palabras y fotos apenas pueden empezar a describir.

Recuerda, la verdadera esencia de Cantabria no solo se ve, se vive. Así que, ¿qué esperas? Aventúrate, explora, saborea y sobre todo, disfruta de cada momento en esta tierra que combina historia, naturaleza y gastronomía de manera única.

¡Hasta la próxima aventura, glutendtrotters!

Que cada día en Cantabria sea un recuerdo imborrable en tu corazón y un relato emocionante para compartir. Y nunca olvides, en este pedacito de España, siempre hay algo nuevo por descubrir.

¿Nos acompañas en la próxima travesía?

¡Cantabria te espera!

BUSCA EN EL MAPA


Sobre el autor

¡Hola, soy Rita! Tengo más de 20 años de experiencia en el sector turístico, especializada en el ámbito hotelero. Cofundadora de Glutendtrotters junto con Manuel. Amante de los viajes y adicta a la búsqueda constante. Mamá orgullosa de tres maravillosas hijas. Me encanta escribir, la moda, el teatro y tomarme una copa de vino por las noches.


Deja un comentario